«¿Dónde estás?», palabras de nuestro Hermano Mayor en esta Cuaresma

Seguramente en estos momentos tan difíciles que estamos pasando nos habremos hecho esta pregunta más de una vez, o no. Creemos que cuando la vida se pone difícil y no hay respuestas inmediatas nos encontramos abandonados. Pués todo lo contrario. Quizás, y sin
quizás, son los momentos cuando Cristo se hace más presente.

El significado del Perdón se hace más patente y recorre nuestras vidas y actos como un haz de luz que ilumina todo lo que podemos hacer y hacemos, con quién lo hacemos y lo que llevamos a cabo en nuestro día a día.

Tú, Cristo del Perdón, nos has enseñado a reconocer nuestras carencias, nuestros errores y nuestras dificultades. Gracias a tu ejemplo pasamos de lo superficial a lo profundo. Del mero
hecho de no poder llevar una vida de hermandad, como antes de esta situación y no poder salir con tu imagen a las calles de Almería a llevar a cabo el verdadero significado de tus palabras y tus acciones.

Si tuviéramos que responder a la pregunta ¿dónde estás? sería bastante fácil. Estás más cerca de lo que consideramos. No hay más que sentirte en cada una de las acciones que llevamos a cabo en nuestro día a día. Esos momentos duros donde cada Herman@ de nuestra amada Hermandad nos hemos apoyado, nos hemos transmitido alegría y la fuerza de la Fe que nos proporcionas.

¿Dónde estás? En cada una de nuestras acciones. Te vemos y sentimos en los ojos de alegría de quién sale de una enfermedad gracias al trabajo y esfuerzo de quien no mira el tiempo y la dedicación. En los ojos de confianza y seguridad de l@s más pequeñ@s ante las
palabras y muestras de cariño de quienes se dedican a educarl@s. En la satisfacción y alivio mostrados por quienes reciben la ayuda necesaria para poder sobrevivir. En definitiva Jesús estás en quienes damos y quienes recibimos gracias a Tu Amor y Tu Perdón.

No miremos La Cuaresma con tristeza, ni tan siquiera Semana Santa; más bien con la alegría de encontrar a Jesús, ante la dura realidad que estamos viviendo, en el prójimo. Puede que en los avatares de nuestro día a día tan rápido y estresante no nos diéramos cuenta pero con
estos momentos tan difíciles hemos podido ver la luz de Cristo, su Amor y Misericordia para estar más cerca de la realidad de l@s demás.

Disfrutemos de Cristo con la oración, llenándonos de sus palabras y hechos. Reflexionemos sobre el verdadero significado del Perdón. Y no dejemos de seguir sirviendo a l@s demás pues entonces será la alegría que nuestro Cristo del Perdón nos da para sentirlo y no tener que seguir buscándolo pues lo tenemos más cerca de lo que verdaderamente creemos.

¿Dónde estás? En el corazón de cada un@ de l@s Herman@s del Perdón.

“AMAOS COMO YO OS HE AMADO”

UN ABRAZO EN CRISTO.

Deja un comentario

Copyright © Hermandad El Perdón 2021. Todos los derechos reservados.