Regreso del Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias

Se acerca la llegada de Nuestro Cristo tras su restauración. Será el próximo sábado 16 de junio cuando la Imagen del Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias vuelva a nuestra Parroquia.

Por este motivo, y ese día, hemos preparado una tarde especial en San Ildefonso.

A las 19:30 h. celebraremos una Eucaristía en su honor en la Iglesia Parroquial de San Ildefonso. Realizaremos un piadoso Besapiés y  posteriormente será entronizado en su lugar de culto.

A la finalización de la Eucaristía, en nuestra Casa de Hermandad, tendremos un momento de convivencia y un brindis.

¡Os esperamos! ¡Demos juntos la bienvenida al Cristo del Perdón!

Restauración del Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias

En la última Junta General Ordinaria los hermanos y hermanas del Perdón aprobaron el proyecto de restauración de la Sagrada Imagen del Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias. Previo a este paso, el Ilmo. Sr. Obispo de Almería autorizó dicha intervención, concretamente el pasado año 2017.

Con todo ello y con el beneplácito de nuestro Consiliario, el pasado 7 de abril, el Santo Cristo del Perdón viajó al taller del restaurador Joaquín Gilabert, donde ya han comenzado las tareas de restauración. En breve estaremos en disposición de anunciar la fecha de su llegada a San Ildefonso.

Mientras esto ocurre, se ha procedido a la sustitución de la galería de madera y la cortina negra en la Iglesia de San Ildefonso, Ambos elementos se encontraban deteriorados por el paso del tiempo y la existencia de una filtración de agua en la ventana superior y se han sustituidos por unos nuevos, siguiendo nuestro estilo y las indicaciones de nuestro Consiliario. En este espacio  será entronizada la Imagen del Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias una vez terminada su restauración.

Horarios e Itinerario Martes Santo 2018

 

Salida:                                               22:00 horas

Plaza de la Catedral:                         00:00 horas

Entrada en Carrera Oficial:            00:30 horas

Salida de Carrera Oficial:               01:00 horas

ITINERARIO: Iglesia Parroquial de San Ildefonso (Bº. Plaza de Toros),  Nuestra Señora de las Mercedes, Acosta, Silencio, Murcia, Plaza San Sebastián, Puerta de Purchena, Plaza Manuel Pérez García, Tiendas, Jovellanos, Lope de Vega, Plaza de la Catedral, Cubo, Plaza Bendicho, Murillo, Plaza Masnou, Real, Gravina, Plaza Virgen del Mar, General Tamayo, Paseo de Almería, Puerta de Purchena, Pablo Iglesias, Plaza Echegaray, Las Cruces, Avda. Vilchez, Zagal, Beata Soledad Torres Acosta, Nuestra Señora de las Mercedes, Iglesia de San Ildefonso.

Manifiesto de la Hermandad en este Martes Santo de 2018

A TODOS LOS QUE NOS CONTEMPLÁIS EN ESTA NOCHE DE MARTES SANTO.

 

Esta noche la Hermandad del Cristo del Perdón se detiene en su vía crucis para pedir por todas las personas que están pasando por la dureza de una batalla, llamada cáncer.  Hoy el sonido de nuestra campana, los golpes de báculo y el fuego, se suman a nuestro Cristo para llegar a cada casa, a cada habitación de un hospital.

En su fuego, cargado de FUERZA y ESPERANZA, queremos quemar el sufrimiento, el dolor y la desesperación de todos los pacientes y familiares, transmitiendo paz, fuerza y fe.  No estáis solos en este camino, nuestra oración se hace medicina y quiere aliviar cada paso, cada meta conseguida.

En la oscuridad de esta noche, la luz de nuestro CRISTO DEL PERDÓN se hace grande, el fuego quiere quemar todo lo malo, todo sufrimiento, convirtiendo el dolor en esperanza y confianza, en FE y AMOR que os acompañe siempre. A pesar del sufrimiento de esta vida, la fuerza y la alegría de nuestro Cristo son nuestras mejores medicinas para vencer el dolor y la desesperación.

Hoy Martes Santo, el sonido de nuestra campana, los pies descalzos de nuestros hermanos quieren unirse con fuerza a todas las personas que están sufriendo, arrancando vuestras penas y dibujando sonrisas que transmitan VIDA y ESPERANZA llegando a cada corazón.

El Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias, quiere ser vuestro guía en una lucha que cambia la vida de los enfermos y sus familiares y de esta forma, la hermandad quiere pedir por la recuperación de todos los VALIENTES que están luchando por llegar a la meta, llena de vida y ajena de sufrimientos.

“Jesús no se puede quedar al margen del dolor. El  también quiso tomar sobre sí el dolor. Tomó sobre sí nuestros dolores, a los que sufren. El les da su ejemplo sufriendo con ellos y con un estilo lleno de valores”.

                                                                       Mateo  11,28

Programación de los ‘Martes del Perdón 2018′

MARTES 20 DE FEBRERO

 PRESENTACIÓN DE CARTELES.

CARTEL MARTES SANTO 2018

XXXVII VÍA-CRUCIS PENITENCIAL DE SILENCIO.

PRESENTADORA:

Dª DOLORES GONZÁLEZ

 Periodista y Hermana del Perdón

 

AUTOR DEL CARTEL:

D.  JOSÉ ALFREDO FELICES FIGUEREDO

 

CARTEL DE LOS ACTOS LITÚRGICOS 2018

PRESENTADORA:

Dª. ENCARNACIÓN MOLINA HERNÁNDEZ

Hermana del Perdón

Miembro del grupo de liturgia de la Hermandad

Pta. Agrupación de Hermandades y Cofradías

LUGAR:  CASA HERMANDAD CRISTO DEL PERDÓN.

C/ LAS CRUCES 29.

HORA: 21:00.

 

 MARTES 27 DE FEBRERO

 “LA MISIÓN: VOCACIÓN Y SERVICIO”

RVDO. D. FRANCISCO JERÓNIMO RUIZ GEA

Director Espiritual del Seminario Diocesano de Almería

Párroco de San José, Pozo de los Frailes e Isleta del Moro (Níjar)

LUGAR:  CASA HERMANDAD CRISTO DEL PERDON.

C/ LAS CRUCES 29.

HORA: 21:00.

 

MARTES 6 DE MARZO

 “FRANCISCO PALMA BURGOS, CENTENARIO DE SU NACIMIENTO”

D. CARLOS CASARES PALMA

Nieto de D. Francisco Palma García

Sobrino de D. Francisco Palma Burgos

LUGAR:  CASA HERMANDAD CRISTO DEL PERDÓN.

C/ LAS CRUCES 29.

HORA: 21:00.

 

 

LA CUARESMA PREPARACIÓN PARA LA SEMANA SANTA, TAREA DE COFRADES, TAREA DE BAUTIZADOS

Queridos cofrades y diocesanos:

Con la Cuaresma hemos comenzado la andadura que nos conduce a la Semana Santa y a la celebración del Triduo pascual, centro del culto cristiano. El tiempo cuaresmal es un tiempo de preparación de la conmemoración de los misterios de nuestra salvación, a cuya consumación en la vida eterna nos encaminamos participando ya, en nuestro caminar de peregrinos, mediante la celebración sacramental de aquello que esperamos alcanzar. La plena participación en la resurrección y gloria del Señor. Por esto mismo, la Cuaresma es un tiempo propicio al examen de nuestra situación ante Dios, un tiempo para preguntarnos por el alcance espiritual de la Semana Santa, a la cual nos dispone la Cuaresma.

Es muy comprensible la ilusión, no sin desasosiego en determinados momentos, con la que los cofrades afrontan el recorrido cuaresmal, después de haber esperado con el corazón puesto en la salida procesional que a cada hermandad corresponde en la semana grande de la fe. La inquietud asalta muchos corazones devotos de la pasión y cruz del Señor, que esperan ver representada para instrucción de los fieles, para su mejor acercamiento al enorme sufrimiento que padeció el Redentor por amor al mundo; y para el acompañamiento espiritual de la Madre Dolorosa, que los cofrades desean consolar correspondiendo al amor de la Virgen con el suyo.

Mas, ¿de qué devoción se trata? Sin duda, es devoción sostenida por los sentimientos sinceros de quien se conmueve ante la representación de la pasión de Cristo y el dolor de la Virgen María. La pregunta que de ello se sigue reza como sigue: ¿en qué medida esta empatía con el drama del Calvario transforma la propia vida y la ajena? Cuando uno piensa en los cientos de cofrades que practican su fe un solo día, o unos cuantos días al año, y que acuden al reclamo de la “pulsión” de una religiosidad sentida, pero insuficientemente conocida en sus contenidos y real experiencia de fe, poco reflexionada y no bien acogida, una fe débil que no deja marca alguna en el sujeto que dice profesarla. Una fe a la que le ha faltado catequesis, que no ha sido suficientemente informada y formada, una fe de la cual no es capaz de dar razón el que se dice creyente, pero no ha comprendido que la fe excluye lo absurdo y nada tiene que ver con el mito. El cristianismo es una religión fundada en acontecimientos históricos de significado trascendente.

La Cuaresma es un buen momento para que hermandades y cofradías retomen su propósito de implantar la necesaria formación cristiana, para cuantos piden formar parte de ellas. Es el tiempo para activar el curso cofrade, que cada año ha de contar con un programa de formación, al que los cofrades se obliguen a seguir con disciplinada voluntad de trabajar los temas; de recorrerlo a modo de un catecumenado de adultos, proponiéndose dar los pasos que han de conducir a la gozosa experiencia pascual vivida cada Semana Santa. Todo ello siempre al ritmo litúrgico de la celebración del misterio pascual.

La Cuaresma es asimismo el tiempo propicio para contrastar la propia vida con las exigencias de una fe que, además de pensada, es fe celebrada. Tiempo fuerte, entonces, para celebrar bien, lo cual no es fácil de lograr sin la conciencia de que la Cuaresma tiene su propio significado sacramental. Lo dice con entera claridad el Directorio sobre la piedad popular y la liturgia, al afirmar que, en el ámbito de la piedad popular, con demasiada frecuencia «no se han asimilado algunos de los grandes valores y temas, como la relación entre el “sacramento de los cuarenta días” y los sacramentos de la iniciación cristiana, o el misterio del “éxodo”, presente a lo largo de todo el tiempo cuaresmal» (Congregación para el Culto divino y la Disciplina de los sacramentos, Directorio, n. 124).

La Cuaresma tiene el carácter sacramental que le da ser evocación, vivencia y, en definitiva, memorial de una experiencia de purificación y marcha hacia la libertad durante los cuarenta años de travesía, contados a partir del éxodo, de la salida de los israelitas de Egipto camino de la tierra prometida. Una travesía que Jesús recapituló en sí mismo en los cuarenta días en los cuales «Jesús fue llevado por el Espíritu al desierto para ser tentado por el diablo» (Mt 4,1), para darnos ejemplo de cómo vencer nuestras tentaciones. Con tal fin fue tentado Jesús y la crónica evangélica nos lo presenta venciendo las tentaciones en que le pusieron el hambre a causa del ayuno, el poder por causa de la maliciosa insinuación que el demonio le proponía de hacerse dueño del mundo, si de rodillas le adoraba; y finalmente, por causa de sugestiva de sí mismo dejándose ver como espectáculo de infinita vanidad, algo que tanto subyuga a los humanos.

Sin la palabra de Dios, comprendida y asimilada; sin la gracia sacramental, de la que vivimos, como cristianos que se nutren de la salvación traída por Cristo; sin disciplina de la voluntad para vivir conforme a la fe profesada, con la ayuda de Dios y de su gracia, que nunca permite que seamos tentados por encima de nuestras fuerzas, no podremos lograrlo. No desaprovechemos la Cuaresma, un tiempo privilegiado para instruirse en la fe, avanzar en el conocimiento de la palabra de Dios y celebrar la salvación: preparándonos para recibir y recibiendo los sacramentos que comunican la gracia y regeneran nuestra existencia, haciéndonos receptores del anticipo de vida eterna que es la gracia sacramental. El tiempo cuaresmal es un tiempo para reflexionar sobre cada uno de los compromisos que lleva consigo ser cofrade y, dicho sencillamente, para responder al test de evaluación de la propia fe y práctica religiosa con la que nos proponemos celebrar la Semana Santa.

En los estatutos de las hermandades y cofradías está reglada en artículos la necesidad de formación en la fe y coherencia entre fe profesada y fe vivida. No basta pagar la cuota de hermano y estar al día en los pagos, hay que adquirir aquel conocimiento de la fe que es conocimiento de Dios y de Cristo. Hay que estar al día en la fe que nos hace miembros de la Iglesia, pues se es cristianos para poder ser cofrade.

Es la condición eclesial de la fe la que da derecho a la pertenencia cofrade a las asociaciones de fieles que son las hermandades y cofradías, las cuales conceden a sus miembros el derecho a votar para decidir y tomar parte en las actuaciones cofrades que cada año programan y tienen su más conocida expresión en la Semana Santa, pero son programa de todo el año pastoral; y tienen variadas expresiones, que van del culto a la caridad y de la formación a la cultura. Entre ellas, la participación en los desfiles penitenciales que de hecho son las procesiones de Semana Santa, en las cuales la figura humana de cada cofrade desaparece velada por el hábito que oculta la personalidad del penitente, para que se transmita el testimonio no quién hace penitencia, sino de la necesidad de la penitencia en sí misma como respuesta al inmenso amor de Cristo Redentor y du su santísima Madre.

Con mi afecto y bendición

 

Almería, a 14 de febrero de 2018

Miércoles de Ceniza

 

Adolfo González Montes

  Obispo de Almería

Elegido el cartel anunciador del Martes Santo de 2018

El concurso fotográfico que nuestra Hermandad ha organizado, como cada año, ya tiene ganador.

Reunida la Junta Directiva en sesión ordinaria, y una vez analizados todos los trabajos presentados, decidió otorgar el premio de esta convocatoria al fotógrafo cofrade José Alfredo Felices Figueredo.

La fotografía escogida recoge el momento en el que la Imagen del Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias  se encontraba en la Plaza de la Catedral el pasado Martes Santo.

Esta instantánea servirá para anunciar el próximo Vía Crucis Penitencial de Silencio de 2018. Dicho cartel se presentará en el transcurso del primer Martes del Perdón de 2018, el próximo martes 20 de febrero.

XVIII Concurso Fotográfico

BASES POR LAS QUE HABRÁ DE REGIRSE EL XVIII CONCURSO FOTOGRÁFICO PARA EL CARTEL ANUNCIADOR 

“PERDÓN, MARTES SANTO, 2018”

 

TEMA: Imagen y aspectos fotográficos de la Hermandad del Perdón, durante su Vía-Crucis Penitencial de Silencio del Martes Santo.

PARTICIPANTES: Cualquiera que lo desee.

MODALIDAD: Fotografías en papel o en formato digital.

NUMERO DE OBRAS: Sin limitaciones.

TAMAÑO: Las fotografías impresas en papel, en cualquier formato.  También se podrán enviar en formato digital, JPG, con un tamaño mínimo de 4MB y grabadas en un CD.

IDENTIFICACIÓN: La presentación se hará en sobre cerrado donde se incluirá el nombre del autor, dirección y teléfono o pseudónimo, en cuyo caso se adjuntará plica de datos personales.

ENVIOS: La presentación de originales se hará mediante envío Casa Hermandad del Perdón, Calle Las Cruces 29. 04003. Almería.

JURADO: El jurado estará formado por la Junta Directiva de la Hermandad del Perdón y aquellas personas que ésta estime oportuno.

PREMIOS: El premio al ganador será la publicación de su original como nuestro cartel “Perdón, Martes Santo”, así como portada del libro de Semana Santa , pudiendo el concurso ser declarado desierto. Asimismo se le hará entrega de un reconocimiento.

CALENDARIO: El plazo de presentación finalizará el 31 de octubre de 2017.

FALLO DEL JURADO: El jurado se reunirá para determinar el fallo, siendo posteriormente informado a los medios de comunicación.

ENTREGA DEL PREMIO: En el 1º Martes del Perdón de 2018.

DEVOLUCIÓN DE LAS OBRAS:  La devolución de los originales se hará en la Casa de Hermandad, calle Las Cruces, 29, los días 20, 22 y 24 de noviembre, de 19:30 a 21:00 h.  La obra premiada pasará a ser propiedad de la Hermandad que podrá utilizarla sin límite de tiempo ni lugar, mencionando siempre su autor. Igual ocurrirá con las obras que no se retiren en los días y horas señalados.

NOTAS: Las obras se tratarán con el máximo esmero, no responsabilizándose la organización de los deterioros o pérdidas durante el envío o transporte de las mismas.

La decisión del jurado es inapelable y definitiva.

Las incidencias e imprevistos no contemplados en estas bases serán resueltos por el jurado.

El hecho de participar en este concurso implica la total aceptación de las presentes bases.

El jurado podrá declarar desierto el concurso.

En el caso de que al término del plazo establecido, no se haya presentado ningún trabajo, la Junta Directiva de la Hermandad acordará que foto ilustrará el cartel anunciador.

 

¿Quieres pertenecer a la Banda de Tambores y Timbales del Perdón?

La Banda de Tambores y Timbales que cada año acompaña con su ritmo fúnebre al Santo Cristo del Perdón y de las Lluvias por las calles de Almería, está formada por hermanos, que cada año “invierten” su tiempo en prepararse para tan importante cita.

Este año, la Junta Directiva, por primera vez, ha decidido abrir la convocatoria de la banda a tod@ l@s herman@s del Perdón, al igual que ocurre con el Cuerpo de Portadores Descalzos.

A esta banda. a la Banda de Tambores y Timbales del Cristo del Perdón, puede pertenecer cualquier herman@, mayor de 18. También pueden pertenecer herman@s a partir de 16 años, pero deberán presentar autorización del padre o de la madre. 18 años sin la misma. Da igual el tiempo que lleves dentro de la Hermandad, el simple hecho de querer formar parte de la banda y tener aptitudes para ello es suficiente.

Para ello, puedes pasarte por nuestra Casa de Hermandad para inscribirte como Hermano de la Banda , los viernes de 19:00 a 21:00, desde el 7  de septiembre al 15 de octubre.  También puedes llamar al teléfono de la Hermandad (640 55 14 17) indicando tu nombre, D.N.I. y número de hermano.

El paso siguiente será avisar a cada uno o una de la reunión para informar, organizar los ensayos y el gran día del Martes Santo.

Si alguna vez has pensado que podías ser parte de la Banda, no lo pienses más. te esperamos y necesitamos. Todos somos dign@s de tan alto honor, sin ningún tipo de distinción.

Este año…toca en El Perdón!!

Ya tenemos en Tesorería los décimos que nuestra Hermandad Jugará este año en el Sorteo Extraordinario de Navidad de la Lotería Nacional.

Como cada año, el número es el 36.148.

Pronto comunicaremos el calendario que se establecerá para su venta y reparto entre los hermanos.